Menos de la mitad de los españoles confían en los medios de comunicación, según el Barómetro Edelman

Según el Barómetro de Confianza en las Instituciones 2021 del grupo de relaciones públicas Edelman, solo el 42% de los españoles mayores de 18 años confía en los medios de comunicación, el mismo porcentaje del barómetro de 2020.

La poca confianza no es privativa de los medios, ya que, según el barómetro, el porcentaje de españoles que confía en las instituciones estudiadas (empresas, gobiernos, organizaciones no gubernamentales y medios de comunicación) se sitúa en el 45%, también el mismo porcentaje que hace un año.

El porcentaje varía si se considera al tramo de la población más informado, que se limita a personas entre 25 y 64 años, graduados universitarios, dentro del 25% de la población de mayores ingresos e involucrados en asuntos políticos y económicos. En este caso, la confianza en las cuatro instituciones aumenta hasta el 57%.

El trabajo de medios y periodistas se percibe como sesgado en muchos países. Así el 59% de los encuestados a nivel global consideraban que los periodistas y reporteros buscan confundir a las audiencias con información que saben que es falsa o exagerada, mientras que el 59% considera que las empresas de medios están más interesadas en defender posiciones partidistas que en informar al público.

En el caso de España, el 73% de los encuestados consideró que los medios no son objetivos e imparciales en su trabajo.

Por lo que se refiere a la confianza en las diferentes fuentes de información a nivel global, han experimentado retrocesos en los dos últimos años en todos los casos: en primer lugar los medios tradicionales (porque desciende del 61 al 53% las personas que confían en ellos) seguidos por los motores de búsqueda (del 62 a 56%), los medios de empresas y marcas (del 46 al 41%) y las redes sociales (del 40 al 35%).

Este año, dentro del Barómetro Edelman se ha introducido la medición de la higiene informativa de la población. Por dicha higiene se entiende la realización de cuatro actividades: el seguimiento de la información, el evitar las cámaras de eco informativas, verificar la información y no amplificar las noticias sin confirmar. La encuesta ha registrado, a nivel global, que un 39% de la población tiene poca higiene, por un 35% que manifiesta una higiene informativa moderada y el 26% restante que muestra lo que se podría considerar buena higiene. En España, por ejemplo, e interrogados sobre la posibilidad de vacunarse en el próximo año, entre los que tienen buena higiene informativa el 65% lo haría, pero entre los que tienen una mala higiene solo lo haría el 48%.

Un estudio de Edelman revela una gran desconfianza ante la información que se recibe sobre la crisis del COVID-19

El 74% de la población de 10 países encuestados por la consultora Edelman está preocupada por las noticias falsas y las informaciones que se distribuyen sobre el Covid-19. Dentro de los países encuestados no se encuentra España, pero sí otros europeos como Italia, Reino Unido, Francia y Alemania. En cada uno de ellos se hicieron 1.000 encuestas, representativas de la población por género y edades, entre el 6 y el 10 de marzo.

Entre las conclusiones del estudio destaca también que el 70% de los encuestados se informaban al menos una vez al día sobre el tema, si bien en Italia el porcentaje ascendía al 93% (58% varias veces y 35% una vez al día). En los otros países europeos la frecuencia a la hora de recibir información descendía notablemente: Reino Unido (65%), Francia (56%) y Alemania (50%).

Los medios informativos son la fuente informativa en la que se busca más habitualmente la información; el 64% lo hace, seguidos por las fuentes gubernamentales (40%) y las redes sociales (38%).  En los cuatro países europeos, la tercera fuente más importante para informarse no son las redes sociales sino las organizaciones internacionales relacionadas con la salud. Y en Italia las fuentes oficiales son la fuente informativa principal (63%) seguida por los medios informativos (55%) y las organizaciones internacionales citadas (36%).

Los científicos (83%) y los médicos de cabecera (82%) son los portavoces en los que más se confía, mientras que al final de una lista con quince posibilidades se sitúan las fuentes gubernamentales (48%), los países más afectados (46%) y los periodistas (43%).

Acceso al estudio AQUÍ

La sensación de desigualdad está minando la confianza en los medios, según el barómetro de la consultora Edelman

En el último año, y pese al crecimiento económico experimentado a nivel mundial, la confianza de los ciudadanos en las instituciones (desde los medios hasta los gobiernos, el mundo de la empresa y de las organizaciones no gubernamentales) se ha estancado, sin que ninguna de ellas logre situarse como digna de confianza, según el  Edelman Trust Barometer (Barómetro Edelman de la confianza).

Entre los factores que explican dicho estancamiento los responsables de Edelman sitúan las desigualdades y la falta de esperanza en el futuro.

En sus resultados generales, el barómetro destaca que los ciudadanos confían más en negocios y organizaciones no gubernamentales (lo hace en cada una un 55% de los encuestados) que en los gobiernos y los medios de comunicación (47%). El barómetro establece el grado de merecedora de confianza a partir del 60% y como neutra las que se sitúan entre el 50 y el 59%.

También debe destacarse que los colectivos más informados muestran unos niveles de confianza en todas las instituciones superiores al público en general.

Los medios

En el caso de los medios cabe reseñar que entre los encuestados el 51% considera que sirven a los intereses de unos pocos, mientras que solo el 32% piensa que sirven los intereses de todos por igual.

Este año, y por primera vez, el barómetro se ha detenido en aspectos concretos en que los medios pueden y deben mejorar. Así, solo un 34% de los encuestados considera que los medios lo están haciendo bien manteniendo los medios y redes sociales limpios; el 35% siendo objetivos; el 38% persiguiendo la objetividad de la información; el 38% distinguiendo lo importante de los sensacionalista, y el 39% diferenciando la opinión de los hechos.

Un 57% de los encuestados considera que los medios que utilizan contienen información que no es digna de confianza, mientras que el 76% (70% en 2018) están preocupados porque las desinformación y las noticias falseadas se utilicen como un arma.

El barómetro se basa en una encuesta a nivel mundial, con 1.150 encuestas por país, de las que 200 se realizan a los denominados públicos informados (más jóvenes, con estudios, con mayores ingresos y que consumen más información).

Acceso al barómetro AQUÍ

El Barómetro Edelman constata un ligero aumento de la confianza en instituciones, empresas  y medios

El Barómetro de la Confianza Edelman, que realiza anualmente esta consultora empresarial, constata este año un ligero aumento de la confianza de la población en las organizaciones no gubernamentales, las empresas, los gobiernos y los medios entre el denominado publico informado, mientras que entre la población general hay un ligero aumento en los dos primeros casos, mientras que gobiernos y medios todavía entran dentro de la categoría de empresas en las que no se confía.

El barómetro se basa en una encuesta realizada en 26 países (entre los que se encuentra España) al conjunto de la población, con más de 1.000 entrevistados por país, de los cuales 200 pertenecen al denominado público informado que deben cumplir una serie de condiciones de edad, titulación, rango de ingresos y consumo mediático.

Por lo que se refiere a la confianza en los medios de comunicación, el barómetro constata un significativo aumento de los amplificadores, es decir, aquellos que consumen noticias semanalmente o más y que comparten esos contenidos varias veces. Este grupo ha crecido entre 2017 y 2018 en 14 puntos porcentuales del 26 al 40%. Del mismo modo han crecido aquellos que consumen noticias semanalmente o más, aunque no las comparten (+8 puntos, del 24 al 32%). Como consecuencia de ello, el público que menos información consume (menos que semanalmente) se ha reducido del 49 al 28%. El aumento de los amplificadores ha sido mayor entre las mujeres que entre los hombres.

Por fuentes de información, según el barómetro, la confianza es mayor en motores de búsqueda (65%) y medios tradicionales (65%), a los que siguen los medios nativos digitales (55%) y los medios de empresas (denominados owned media, con un 49%)), situándose en último lugar los medios y redes sociales (44%). Si bien, cuando se interroga sobre los perfiles que ofrecen mayor confianza, los puestos de cabeza los ocupan los expertos técnicos y los académicos, mientras que los periodistas se sitúan en décimo lugar, solo por delante de los representantes  gubernamentales.

Los datos de España

En el caso de nuestro país, la confianza en los medios ha descendido ocho puntos en el último año, y solo el 36% manifiesta confiar en los medios, un porcentaje muy similar entre hombres (36%) y mujeres (37%).

En España, el porcentaje de amplificadores creció en 15 puntos hasta el 43%, mientras que los consumidores, lo hicieron en 10 puntos hasta el 36%, produciéndose una reducción de 24 puntos entre los que menos información consumen.

Mejora la confianza en el periodismo y empeora la de las plataformas, según el barómetro Edelman

En el último año, la confianza de los ciudadanos en los medios periodísticos ha mejorado hasta alcanzar una valoración de 58, en un índice de 1 a 100, mientras que la de las plataformas ha empeorado hasta el 51, según los datos del Barómetro Edelman de Confianza en las Instituciones (ver AQUÍ).  Por medios periodísticos el barómetro se refiere a una media de medios convencionales y digitales, mientras que las plataformas consideran tanto los buscadores como las redes sociales.

Con la mejora de 2016 a 2017 (el trabajo de campo se realizó a finales de 2017), se consolida una tendencia iniciada en 2015, cuando los medios superaron a las plataformas, después de haber perdido la primacía, transitoriamente, en 2014.

En el caso de España, la confianza en los medios supera a la de las plataformas en 8 puntos, de 61 a 53.

Lo anterior no quita para que los ciudadanos del mundo mantengan cierto escepticismo en relación a las compañías informativas, como muestra el que el 66% considere que están más preocupadas de atraer grandes audiencias que en informar; el 65% considere que sacrifican la precisión por la rapidez en dar la noticia, y que el 59% consideren que se dedican más a respaldar una postura ideológica que a informar al público.

Además, achacan a los medios de la pérdida de confianza en general (el 59% no está seguro de lo que es verdad y de qué no lo es); en los líderes del Gobierno (el 56% no sabe en qué políticos confiar), y de las empresas (el 42% no sabe qué compañías y marcas le inspiran confianza).

El Barómetro Edelman de Confianza en las Instituciones, se basa en una entrevista a personas mayores de 18 años, en más de 25 países en los que se realiza un mínimo de 1.150 entrevistas por país.

Repunta la confianza en los medios, según el Barómetro Edelman

En el último año, la confianza en los medios de comunicación -tanto del público en general, como del más informado- ha mejorado, según se desprende de los datos del Barómetro de Confianza del grupo internacional de relaciones públicas Edelmann.

A escala global, el porcentaje de la población en general que manifiesta confiar en los medios ha pasado del 45% en el barómetro de 2015 al 47%, en el de este año. En España, donde también se ha registrado una mejora, el porcentaje ha pasado del 42 al 49%.

Si se considera el denominado público informado, la confianza pasó del 51 al 57% a escala global, y del 47 al 53%, en España.

Entre los datos que destaca el citado barómetro, se encuentra el que para el público en general, entre las fuentes informativas más utilizadas semanalmente se encuentran dos basadas en la recomendación o el uso del público: los motores de búsqueda (citados por el 71%) y las redes sociales (67%). Sólo la televisión, citada por el 69% se sitúa en los lugares de cabeza. A continuación aparecen diarios (45%), revistas (32%) y blogs (28%).

El barómetro de Edelmann ha rastreado a lo largo de los últimos años la evolución de la confianza del público en las distintas fuentes informativas y, según sus datos, los medios que más han ganado han sido los exclusivamente digitales (del 46 al 53% entre 2012 y 2016), seguidos por los medios propiedad de empresas y marcas (41 al 46%) y los motores de búsqueda (del 61 al 63%). Las redes sociales se han mantenido en el 44% y los medios tradicionales han descendido (del 62 al 58%).

El Barómetro Edelman (Edelmann Trust Barometer) se realiza desde hace 16 años. La encuesta para la población en general se hace en 25 países, con 1.150 encuestas por país, mientras que la dirigida al público informado se hace en 20 países con 500 encuestas en Estados Unidos y China y 200 en el resto. Los encuestados de este grupo tienen entre 25 y 64 años, estudios superiores, pertenecen al 25% de la población de mayor ingreso de cada país y tienen un consumo de medios significativo.