Los formatos digitales impulsaron el mercado de la música grabada el año pasado

En 2018, la música en formato digital representó el 71,2% de los 237,2 millones a los que ascendió el mercado de la música grabada, según los datos de Promusicae, asociación que agrupa a una buena parte de las compañías discográficas.

En total el mercado creció un 2,36% respecto a 2017, mientras que los formatos digitales lo hicieron el 10,8% hasta los 169 millones de euros. La música en formatos físicos, en cambio, ascendió a 68,2 millones, con un descenso del 13,9%.

Dentro de los formatos digitales, la mayor parte corresponde a las suscripciones (streaming)  que, con un incremento del 13,4%, sumó 156,8 millones de euros. Por su parte los 7,9 millones de las descargas permanentes  experimentaron un retroceso del 22,5%.

Las compañías discográficas comenzaron a vender música en formatos digitales en 2006 y desde entonces las ventas no han dejado de crecer. El mercado total, en cualquier caso, se encuentra muy alejado de los niveles que alcanzó antes de la expansión de los terminales digitales, cuando se superaban los 700 millones de euros como en 2001.