El resultado de explotación de Ono creció un 26,6% en 2009

El año pasado el operador de cable Ono registró un resultado de explotación de 330 millones de euros, frente a los 260 millones del ejercicio, lo que representa una mejora del 26,6%, según los datos del ejercicio, que hoy ha hecho públicos.
Esta mejora de su resultado de explotación se he conseguido a pesar del descenso del 5,6% de su cifra de ingresos, que pasaron de 1.603 millones en 2008 a 1,512 millones el año pasado.
Tanto el número de clientes de telefonía como de internet creció, mientras que Ono vio retroceder su penetración en televisión al descender sus clientes un 6,2% o 64.000 hasta 975.000.
Las cargas financieras de la compañía –que se encuentra finalizando su programa de refinanciación de la deuda- redujeron el beneficio de la sociedad después de impuestos hasta 50 millones de euros, frente a unas pérdidas en el ejercicio de 2008 de 26 millones.
El de 2009 ha sido el primer ejercicio que las cuentas de la compañía han arrojado un resultado positivo. Ono comenzó sus operaciones en 1998.