El beneficio de explotación de Prisa se redujo el 29,1% en el primer trimestre

El grupo de comunicación Prisa generó en el primer trimestre de 2018 un beneficio de explotación de 41,5 millones de euros, un 29,1% menos que los 58,6 millones del mismo periodo de 2017, según la información remitida por la compañía a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

El descenso se produce en paralelo a la caída del 13,8% de los ingresos de explotación, que pasaron de 327,5 millones a 282,3 millones entre ambos periodos,.

El resultado neto de la compañía descendió el 54,8% desde 21,9 millones en 2017 hasta 9,9 millones en los primeros tres meses de este año.

Resultados por áreas de negocio

La caída de los ingresos ha afectado a sus tres áreas de negocio (Educación, Radio y Prensa).

En el caso de la Educación los ingresos experimentaron un retroceso del 19,4% hasta 173,7 millones de euros.  También retrocedió el resultado de explotación de la división que pasó de 69,3 a 52,3 millones. De acuerdo con la información facilitada por el grupo, al descenso de los ingresos han contribuido el tipo de cambio, la aplicación de nuevas normas internacionales de contabilidad que obligan a periodificar en el año determinados ingresos y la comparación con el primer trimestre de 2017 que fue extraordinariamente positivo.

En el sector radiofónico, las ventas también retrocedieron. Lo hicieron el 3,5% al pasar de 61,0 a 58,8 millones de euros. El resultado de explotación, sin embargo, mejoró y de las pérdidas de 1,1 millones en 2017 se pasó a un beneficio de 0,5 millones en 2018.

En España, los ingresos publicitarios de las radios de Prisa descendieron el 2,5% hasta 36,4 millones de euros.

Por lo que se refiere a la unidad de negocio de Prensa, los ingresos de explotación cayeron el 9,4% hasta 45,7 millones de euros, como consecuencia de los retrocesos experimentados en las ventas de ejemplares (13,6%) y de la publicidad (-5,0%). Contrasta el descenso de la publicidad no digital (-11%) con el aumento del 2% de la digital, que ya representa el 51% de los ingresos publicitarios, es decir, unos 11 millones de euros.

La división de prensa registró unas pérdidas de explotación de 3,4 millones de euros, frente a las de 4,0 millones de hace un año.